Seguidores

viernes, 10 de junio de 2011

Proyecto Manhattan (3ª parte)....."Trinity", "Littel Boy". "Fat Man".


Pierre y Mari Curie


Aunque la radiactividad en la naturaleza fue descubierta en 1896 por Henry Becquerel, y estudiada por Pierre y Marie Curie, Rutherford, y  muchos otros, no fue hasta los años 30 en que los secretos del núcleo atómico comenzaron a conocerse. A pesar de que eran muchos los científicos que dedicaban sus esfuerzos a este menester, muchos de ellos creían que la energía nuclear de potencia era impráctica, exceptuando a Leo Szilard, un húngaro judío de 35 años, exalumno de Einstein, que huyó a Inglaterra en 1934.

Szilard visualizó las posibilidades de la energía nuclear y bombas nucleares provocadas por reacciones en cadena geométrica en uranio, y presentó una visionaria patente. Por las consecuencias que previó, entregó la patente al Almirantazgo. Szilard admiraba a Herbert G. Wells, un novelista que en 1914 publicó una profética novela de ficción "The World Set Free", en que menciona motores y bombas atómicas, durante una guerra en 1956 entre Inglaterra, Francia y Estados Unidos, contra Alemania y Austria.

El científico alemán Otto Hahn descubrió en 1938 que era posible la fisión nuclear. http://casasrealesdesnudas.blogspot.com/2011/05/proyecto-manhattan-1-parte-proyecto.html

Albert Einstein, que con el ascenso de Hitler había sido expulsado de la Academia Prusiana de Ciencias, quitandole su ciudadanía alemana y sus bienes, llega en 1933 a la Universidad de Princeton. Einstein ya era una celebridad desde los años 10, y había ganado el Premio Nobel de 1921.Como el otros científicos también abandonaron Alemania.
En nombre de , Leó Szilárd, Edward Teller y Eugene Wigner, Einstein escribió una carta al Presidente Roosevelt instándolo a apoyar al grupo que investigan la utilización de la energía atómica en el ya denominado Proyecto Manhattan


Albert Einstein junto a Leó Szilárd

La carta de Einstein llega a Roosevelt el 11 de octubre de 1939, el emisario fue Alexander Sachs, un persuasivo asesor de Roosevelt.
Este le relató la oportunidad que perdió Napoleón Bonaparte para conquistar Inglaterra por el canal de la Mancha, por no hacer caso a Fulto, quien propuso construir buques a vapor, pero Napoleón no creía en buques sin velas. Sachs le preguntó ¿Cómo hubiese cambiado el mundo si Napoleón hubiese acogido la idea de Fulton?
Roosevelt comprendió la idea y después, sesiona el recién formado Comité de Uranio, dirigido por Lyman Briggs, Director de la Oficina Nacional de Estándares. Sugieren líneas de acción en energía nuclear, en la bomba, en la compra de uranio, y asignan sólo 6.000 dolares a Szilard.

En febrero de 1940, el Comité de Uranio expone dos problemas: la confirmación de que sólo el uranio-235 se fisionaba, y la designación del proyecto alemán al Instituto Kaizer Wilheim. En junio, se forma el Comité de Investigación de la Defensa Nacional (NDRC), dirigido por Vannevar Bush, Presidente de  la Institución Carnegie para la Ciencia y principal asesor científico de Roosevelt. Al comité de uranio se le agregan otros proyectos, como reactores, física teórica, separación de uranio y agua pesada.

 En 1941, el ataque a Pearl Harbor aumentó el temor entre los Aliados, pues en ese momento parecía que nada podía detener a las fuerzas del Eje, cuyos ejércitos obtenían victoria tras victoria en todos los frentes.
Los esfuerzos para obtener material para la bomba se incrementaron en el Laboratorio de Metalurgia de la Universidad de Chicago, el Laboratorio de Radiación de la Universidad de California y el Departamento de Física de la Universidad de Columbia.

Atendiendo la sugerencia de los científicos, el Presidente Roosevelt autorizó la creación del Proyecto S-1 dentro del proyecto Manhattan, que inicialmente sería del tipo comercial. Fue dirigido por Arthur H. Compton  que se rodearía de científicos eminentes. En el trabajaron los primeros científicos huidos por la persecución nazi, como Leó Szilárd, Edward Teller y Eugene Wigner, refugiados judíos provenientes de Hungría, así como eminentes científicos que estaban en suelo americano como el propio Arthur Holly Compton, Robert Oppenheimer, John Manley, Hans Bethe, John Van Vleck, Enrico Fermi, Emil Konopinski, Richard Feynman, Robert Serber, John von Neumann, Stanley S. Frankel y Eldred C. Nelson.


En 1942, la Office of Scientific Research and Develoment, empezó a supervisar los estudios de viabilidad en los laboratorios. A mediados de ese mismo año se tenía el convencimiento que las nuevas factorías debían ser erigidas. El Congreso aprobó un fondo especial para avalar esto: 400 millones de dólares. Al final de la guerra se calcula que unos 2.000 millones de dólares costó la financiación del Proyecto Manhattan.

El Cuerpo de Ingenieros del Ejército designó al Coronel James Marshall para supervisar la construcción de fábricas que se dedicarian a la separación de isótopos de uranio y producción de plutonio.


Compton no mostraba signos de competencia para manejar un proyecto de esa magnitud. y en setiembre de 1942, Roosevelt le da el impulso al proyecto en la dirección correcta, designando un mando militar en la persona del Coronel Leslie Groves. Inmediatamente, Groves reorganizó el equipo de científicos, ingenieros y técnicos, dotándolos de los equipos necesarios para desarrollar su trabajo. En el primer día a cargo de la dirección del proyecto, Groves ordenó 1250 toneladas de uranio del Congo Belga que se encontraban almacenados en Staten Island.

.Groves puso la conducción administrativa del proyecto en manos de corporaciones como la Dupont y Kellogs Corporation y puso en marcha la construcción de una planta para producir material fisible. En octubre de 1942, Groves nombró al científico Julius Oppenheimer, un profesor de física de la Universidad de California en Berkeley, para dirigir a un grupo de científicos europeos inmigrantes, que se dedicarían a tiempo completo a la fabricación de la bomba atómica y decidieron instalar los laboratorios en el desierto de Los Álamos, en el estado de Nuevo México. Ese año, Enrico Fermi logró construir un reactor atómico experimental, llamado Chicago Pile 1, con lo que EEUU daba un importantísimo paso en la carrera nuclear.

En enero de 1943. Groves adquirió, por 52 mil dólares,  Hanford Engineer Works, en Oak Ridge, que se convertiría en uno de los mayores laboratorios usados en el desarrollo de la bomba atómica. En marzo Los Álamos comenzó a funcionar. Durante lo que restó del año, Hanford produjo plutonio,  uranio enriquecido y un reactor experimental para producir plutonio, por su parte Los Álamos estaba diseñando las armas. Pero, pasado el medio año, el enriquecimiento de uranio en gran escala fracasó en Oak Ridge y fue necesaria una completa revisión de todo el proyecto.

Desde enero de 1944 hasta julio de 1945, las plantas de producción a gran escala se mantuvieron en operación, produciendo el material necesario para fabricar tres bombas atómicas. No fue, en absoluto, una tarea fácil. El esfuerzo bélico consumía todos los recursos del país, y hasta era difícil conseguir acero para construir las instalaciones.


En 1944 los trabajos continuaron, aunque con no pocos problemas que obligaron a revisiones continuas y modificaciones del proyecto. La situación continuó y en setiembre de 1944, el Proyecto Manhattan comenzó a estancarse por multitud de problemas que parecían insolubles. La planta de enriquecimiento redujo su producción a niveles ínfimos y en Oak Ridge surgieron una serie de fugas que frenaban la producción de uranio. Lo más preocupante para los directivos, era que no aparecía ningún diseño plausible para el arma atómica. Lo único que comenzó a funcionar fue la organización del Grupo Mixto 509, el grupo aéreo que tendría a su cargo las operaciones de bombardeo, que utilizaría el moderno bombardero, la Superfortaleza B-29.

Paul Warfield Tibbets, Jr.  Nació el 23 de febrero de 1915, en Quincy, Illinois, hijo de Enola Gay y de un comerciante de pasteleria llamado Paul Gardfield. .
Tibbetts regresó a los EE.UU. en marzo 1943 de Europa para probar la capacidad de combate del Boeing B-29 Super la nueva "fortaleza volante".El 1 de septiembre de 1944, Tibbets, a la sazón coronel destacado en el Cuartel general de la 2a. Fuerza Aérea en Colorado Springs, fue uno de los primeros seleccionados para el Proyecto Manhattan con el objetivo de asignarle el entrenamiento del nuevo escuadrón n°509 de misiones especiales, cuya misión era la de lanzar la bomba atómica. Eligió Wendover la Base Aérea de Utah para la formación. El sería mas tarde quién pilotaría la nave bautizada "Enola Gay" en honor a su madre, y quién arrojaría la 1ª bomba atómica a la que se dió el nombre de "Littel Boy" en la ciudad japonesa de Hirosima

 "Bockscar" sería  el nombre del Bombardero B-29 de las Fuerzas Aérea del Ejército de los EEUU que debería arrojar la 2ª bomba atómica en la ciudad japonesa de  Kokura, aunque mas tarde por diversos problemas sería lanzada en Nagasaki el 9 de agosto de 1945. El Mayor Charles W Sweeney, quien había piloteado el Great Artist (B-29), escoltando al Enola Gay durante la misión de bombardeo a Hiroshima, seria el encargado de lanzar aquella 2ª bomba a la que se había nombrado como "Fat man".


A fines de 1944, las cosas fueron encarrilándose en el Proyecto Manhattan. La producción de uranio enriquecido comenzó a incrementarse y las primeras pruebas de una implosión dieron resultados satisfactorios. La producción de plutonio también alcanzó los niveles deseados y el equipo que diseñaba el arma, finalmente tenía modelos factibles.

A comienzos de 1945, el Proyecto Manhattan estaba cerca a alcanzar su meta. La bomba de uranio tenía el éxito prácticamente asegurado y la bomba de plutonio estaba cerca de ser terminada, aunque no cumpliría con la fecha de entrega estimada. En esos momentos, ya el general Groves no se preocupaba por el éxito del proyecto. Su preocupación era, que la guerra terminara antes que la bomba estuviera lista para ser lanzada. A fines de enero de 1945, la producción de uranio enriquecido aumentó, estimándose que alcanzaría los 40 Kg. en julio.

En marzo la etapa de desarrollo de la primera bomba, con nombre de código Trinity, estaba llegando a su fin y en abril comenzaron a seleccionarse 17 lugares para la explosión de la bomba.
En mayo de 1945 los aliados confiscan 1.200 toneladas de Uranio-235 que mandan a los EEUU para utilizarlas en la fase final del “proyecto Manhattan” y localizan a parte de los científicos del “proyecto uranio” como son Otto Hahn, Max von Laue, Walter Gerlach, Werner Heisenberg, Paul Harteck, Carl Friedrich von Weizsäcker, Karl Wirtz, Erich Bagge, Horst Korsching y Kurt Diebner y los llevan rápidamente a Inglaterra, que junto con Canada estan ayudando a Estados Unidos en el proyecto Manhattan.
http://casasrealesdesnudas.blogspot.com/2011/05/proyecto-manhattan-1-parte-proyecto.html

Por su parte  Rusia también también intenta captar ingenieros y cientificos procedentes de la agonizante Alemania, al mismo tiempo que el Uranio 235 que los alemanes puedan tener almacenado.
http://casasrealesdesnudas.blogspot.com/2011/05/proyecto-manhattan-2-parteproyecto.html
Durante los meses de mayo, junio y julio de 1945, se hicieron las primeras pruebas reales y la lista de posibles blancos fue depurada. Mientras tanto el Grupo 509 llegaba a su base en Tinian, Islas Marianas.

El 16 de julio de 1945, "Trinity", la primera bomba de prueba fue explotada exitosamente en el desierto de Los Álamos, a las 05:29:45 hora local, el dispositivo explotó con una energía equivalente a 19 kilotones de TNT. Había sido colocado sobre una torre metálica de 20 metros de altura y dejó un cráter de tres metros de profundidad por 330 metros de diámetro.

Según los testigos, en el momento de la explosión las montañas circundantes fueron iluminadas durante un par de segundos. 40 segundos más tarde los alcanzó el estruendo de la detonación. La onda de choque pudo sentirse a 160 kilómetros de distancia, y la nube en forma de hongo alcanzó 12 kilómetros de altura. Técnicamente, Trinity era una “Bomba-A”, un arma nuclear basada en plutonio. En la actualidad, en ese lugar existe un monolito cónico de color negro, formado por el silicio resultante de la fusión de la arena por el efecto del calor provocado por la explosión.


Primer ensayo nuclear "Trinity"

En el arsenal de los Estados Unidos quedaban aún dos bombas nucleares (“Little Boy” y “Fat Man”) listas para detonar. La espada de Damocles acababa de ser colgada sobre el pescuezo de la humanidad, y el destino de los habitantes de Hiroshima y Nagasaki estaba decidido.





















No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada